The Wire

Wire PostPaís: Estados Unidos
Duración: 5 temporadas, 60 capítulos (60 mins. aprox. cada uno)
Años: 2002 – 2008
Creador: David Simon
Guionistas habituales: David Simon, Ed Burns
Reparto: Dominic WestClarke PetersWendell PierceSonja SohnSeth GilliamDomenick LombardozziCorey Parker RobinsonJim True-FrostLance ReddickDeirdre LovejoyAmy RyanAndre RoyoMichael K. WilliamsIdris ElbaWood HarrisJ.D. WilliamsJamie Hector, Larry Gilliard Jr.Michael B. JordanTray ChaneyRobert F. ChewGbenga AkinnagbeFelicia PearsonTristan WildsJermaine CrawfordRobert WisdomChad L. ColemanAidan GillenDelaney WilliamsFrankie FaisonJohn DomanMichael SalconiIsiah WhitlockChris BauerPablo SchreiberJames Ransone, Reg E. CatheyClark JohnsonTom McCarthyMichelle ParessPaul Ben-VictorCallie Thorne, Michael PottsMichael Kostroff
Género: Crimen. Thriller. Drama.
Mi puntuación:  10 / 10

Mucho se ha escrito ya sobre esta serie, y casi todo bueno. De hecho no son pocos la consideran la mejor de la historia de la televisión. Así que viendo la avalancha de elogios que había cosechado y las críticas que casi unánimente la ensalzaban, hace un par de años decidí «jugármela» y comprarme el pack de sus cinco temporadas (aunque el sello HBO siempre es garantía de calidad, fue un buen dinero gastado sin saber muy bien qué me iba a encontrar en aquellos DVDs).

Vi su primer capítulo y, la verdad, no me enganchó. Una trama espesa que me costaba seguir, personajes con los que no me identificaba en nada, un aspecto más bien frío, etc. Así que entre esto y que me pilló en una época en la que no tenía demasiado tiempo, la dejé pendiente. Y con miedo de haber tirado el dinero en algo que no me gustara. Meses después, con más tiempo libre, me decidí a verla en serio… y desde entonces y hasta que la terminé fueron pocos los días en los que no vi algún capítulo salvo por viajes, tardes de cervezas que se alargan u otras causas de “fuerza mayor”. Recuerdo que en días especialmente ociosos llegué a ver incluso cuatro episodios del tirón.

¿Y por qué me enganchó tanto en aquel segundo intento? Las tramas espesas, en algunos capítulos incluso tirando a “aburridas” porque apenas había avances en la historia, seguían ahí. Pero poco a poco iba conociendo mejor a los personajes, entendiendo cómo funcionaban sus trapicheos y/o trabajos y viendo las entrañas de las peores zonas de Baltimore. Fue un proceso similar al que se da cuando te mudas a otra ciudad y empiezas a trabajar en un sitio nuevo: al principio no te enteras de nada, no conoces a la gente y estás como desubicado, pero en cuanto pasa el tiempo y te vas adaptando, la cosa suele mejorar y cambiar totalmente, para bien. Pues con The Wire es más o menos así, en cuanto te aprendes los nombres y las caras de la multitud de gente que aparece en ella, a qué se dedica cada uno o por dónde suele moverse, es como si tú mismo estuvieras en Baltimore y fueras parte de su día a día.

En ella veremos policías, narcos, camellos, yonquis, abogados, jueces, periodistas, profesores, estudiantes, trabajadores portuarios, sindicalistas y, por supuesto, políticos. Todos ellos retratados por la acertada pluma de David Simon y el resto de guionistas de forma totalmente realista: ninguno es infalible, todos cometen errores, incluso se contradicen a sí mismos en muchas ocasiones, y no hay nadie que sea “muy bueno” ni “muy malo”, todos tienen sus razones para hacer lo que hacen y el espectador puede llegar a entenderlos sin problemas si se mete en su piel. Porque el sinfín de personajes que vemos en las diversas tramas de esta serie son personas, no simples estereotipos, gracias a un guión trabajadísimo y muy bien elaborado. Y por eso mismo The Wire logra que te involucres más con ellos y sus problemas y que cuando veas cómo un crío de apenas diez años ya trafica con drogas, por citar solo un ejemplo, seas incapaz de contener la rabia y el desprecio hacia los responsables de que esto sea así.

Cada una de las cinco temporadas de la serie ataca (creo que es la palabra más acertada, porque en el fondo The Wire es una especie de denuncia) a un grupo, gremio o institución. La primera, que vendría a ser la principal porque varios de sus personajes seguirán apareciendo en temporadas posteriores, está protagonizada por policías y narcotraficantes callejeros y nos muestra la constante «lucha» entre ellos (dando gran importancia a las grabaciones y escuchas para intentar atrapar a los delincuentes, pero sin decantarse por uno u otro bando, en ambos hay personas de todo tipo y catadura moral); la segunda intenta mostrar lo que se puede «cocer» en los puertos marítimos (contrabando de drogas y otras cosas, sindicatos comprados, etc.); la tercera se centra en la actividad política (con sus corruptelas, conexiones, influencias, etc.); la cuarta nos acerca al sistema educativo (colegios, institutos y reformatorios, que en muchas ocasiones más que ayudar a formar a los chavales propician su «caída»); y la quinta pone su punto de mira en la prensa y los medios de comunicación (David Simon fue periodista durante casi 20 años, así que sabe perfectamente cómo funcionan sus entresijos).

Como vemos, ni uno de los principales pilares del mundo actual se libra de este minucioso y crítico «análisis» de la humanidad del siglo XXI que viene a ser The Wire, y aun así nada nos parece demasiado forzado, exagerado o tremendista. Quizás en conjunto nos da una visión algo pesimista de la sociedad, ya que en todos sus estamentos  y a todos los niveles parece haber conflictos raciales, traiciones, corrupción y podredumbre moral, pero es que en la realidad también cuecen habas en (casi) todas partes. No hay más que ver o leer las noticias de cada día. Aunque también hay unos cuantos personajes que parecen ser algo más honrados que la media y que intentan cambiar las cosas… normalmente sin éxito.

Siendo objetivo sería imposible darle un 10 a una serie porque siempre habrá capítulos que no sean excelentes, pero yo la valoro en conjunto, y lo que veo es un producto sólido y sin fisuras. Sobre todo, muy bien pensado y narrado, gracias a unos guionistas en estado de gracia. En el que cualquier personaje puede caer en cualquier momento, ya sea por una bala o por tomar una mala decisión. E interpretado con fuerza y convicción por unos actores de poco nombre, algunos de ellos incluso chicos de la calle (como la ex-convicta Felicia Pearson o los chavales protagonistas de la 4ª temporada), pero que bordan sus papeles. Todo ello rematado  con un episodio final perfectamente hilado (¡milagro, una serie que está bien cerrada!), creíble, con aire un tanto negativo y desesperanzado, como ya he comentado anteriormente, que nos viene a querer decir que, aunque haya gente que intenta hacer las cosas bien, unos se irán y otros vendrán, pero al final la historia se repetirá y la vida seguirá siendo más o menos igual (si no peor).

El día que vi el último capítulo no pude dejar de sentir un gran vacío al darme cuenta de que no iba a saber nada más sobre las andanzas de McNulty, Lester, Bunk, Kima, Carv, Herc, Sydnor, Prez, Daniels, Rhonda, Beadie, Bubbles, Omar, Stringer, Avon, Dee, Bodie, Slim, Wee-Bey, Brother Mouzone, Marlo, Chris, Snoop, Proposition Joe, Michael, Duquan, Namond, Randy, Cutty, Colvin, Carcetti, Norman, Clay Davis, Rawls, Burrell, Jay, Gus y el resto de periodistas, Ziggy, Frank y Nick Sobotka o los griegos. Y conseguir que te involucres hasta tal punto con sus protagonistas es algo al alcance de muy pocas películas y series, algo realmente grande. Se podría analizar y escribir mucho más sobre ella y sus personajes, incluso cada uno de sus sesenta capítulos daría para un buen debate, pero mejor es que la veáis y juzguéis vosotros mismos. Si aún no lo habéis hecho, estáis tardando.

A continuación os dejo algunas de las frases y reflexiones más memorables de la serie:

«Si intentas matar al rey, no falles». (Omar Little)

WireOmar

«Pueden masticarte, pero tendrán que escupirte». (Jimmy McNulty)

WireJimmy

«Nadie gana. Simplemente, un bando pierde más despacio que el otro». (Prez)

WirePrez

«No es ninguna vergüenza aferrarse a la pena… siempre y cuando dejes espacio para otras cosas». (Bubbles)

WireBubbles

«La diferencia entre nosotros es que yo sangro rojo y tú verde». (Avon a Stringer)

WireAvon

«Sigo despertándome blanco en una ciudad que no lo es». (Tommy Carcetti)

WireCarcetti

«¿Quieres saber qué mata más polícias que las balas y la bebida? El aburrimiento. No saben manejarlo, así que mantenlos aburridos a muerte, String». (Proposition Joe)

WireProp

«Sabía que estaba equivocado. Pero en mi cabeza pensé que estaba equivocado por las razones adecuadas». (Frank Sobotka)

WireSobotka

«… y todas las piezas importan». (Lester Freamon)

WireLester.

5 espectadores han dejado su opinión

  • Hay obras que trascienden su formato. The Wire es un auténtico testimonio sobre la sociedad occidental del cambio de milenio. No he visto jamás nada, ni serie ni película, que se pueda acercar siquiera a su tamaño y su relevancia.

    • Eso es. Más allá de su valor «artístico» o como entretenimiento, que también es incuestionable, lo que la eleva muy por encima de otras series o películas es su valor como estudio del mundo actual en el que vivimos.

      Por cierto, ahora estoy enganchado a otra mítica de la HBO que se parece bastante a ella en cuanto a que también hace un gran análisis de nuestra sociedad y de la naturaleza del ser humano «moderno», aunque ceñida solamente al ámbito de las prisiones: ‘OZ’. Muy muy buena, aunque aún no la he terminado.

      • Muy buena. Además aparecen un montón de actores que luego saldrán en The Wire, precisamente.

        • Sí, en algún capítulo casi me despisto de la trama por intentar ubicar a cada personaje en una serie famosa posterior… hay gente de ‘The Wire’ como bien dices, pero también unos cuantos de ‘Dexter’, otros de ‘Perdidos’, alguna de ‘Los Soprano’, de ‘Prison Break’, de ‘Hermanos de sangre’…
          Un carrusel espectacular, la verdad.

          PD: hay alguna serie o peli que no hayas visto?? Es cierto que las que pongo yo son muy conocidas, pero es que algunas de las que comentas en tu (gran) blog no me suenan ni por el nombre, jeje. Lo bueno es que ya me he apuntado unas cuantas para ver en cuanto pueda 😉

          Un saludo!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.