Madrid, 1987

m1987

 

.

País: España
Duración: 1 hr 42 mins
Año: 2011
Director: David Trueba
Guión: David Trueba
Reparto: José Sacristán, María Valverde, Ramón Fontserè, Eduardo Antuña
Género: Drama.

.
Mi puntuación:
    7 / 10
.

.

.
Trailer:

Un cuarto de baño, una toalla y un par de actores desnudos. A veces con tan poco se puede entretener a lo grande al espectador durante 100 minutos (y no estoy hablando de una película porno), siempre que de por medio haya unos buenos y elaborados diálogos. Y en la última película dirigida y escrita por David Trueba los hay, vaya que sí.

José Sacristán interpreta a Miguel Batalla, un escritor de artículos de periódico cínico y de vuelta de todo, que ya no espera gran cosa de la vida salvo poder fumar tranquilamente un cigarro mientras bebe un buen vino, a pesar de las prohibiciones de su médico. Y María Valverde es Ángela, una joven estudiante que va a hacer un trabajo sobre Miguel, que está un tanto desorientada y da la impresión de que ni ella misma sabe muy bien lo que quiere (como les (o nos) pasa a muchos jóvenes). Ambos quedan encerrados y desnudos dentro del cuarto de baño de la casa de un amigo del escritor (que la usa a modo de picadero), lo que da pie a un interesante debate entre dos personas de distintas generaciones.

m87jsmv

Se trata de una cinta construida simplemente en torno a dos elementos: los ya mencionados diálogos y los primeros planos de los actores. No hay música, no hay artificios en la dirección y la fotografía es correcta pero sin aspavientos de ningún tipo (y mejor que sea así), por lo que parece que estamos casi ante una obra teatral. Esto puede resultar aburrido para mucha gente, pero a mí me suelen gustar bastante las películas así, sencillas y basadas en el guión por encima de todo.

Un guión cargado de reflexiones sobre la vida, mostradas desde el punto de vista de alguien maduro y que ya ha pasado por muchas cosas, enfrentadas a los ideales de una persona joven y que tiene toda una vida por delante. Se tocan temas sociales, laborales o hasta filosóficos, y por supuesto también se habla del amor y el sexo, y en todos se produce un choque entre esas dos formas de entender la vida. Pero por otra parte, estos dos representantes de dos épocas a priori tan distintas también coinciden en muchos aspectos: tanto el maduro como la joven creen tener las cosas más claras de lo que realmente las tienen, y cada uno aprende algo escuchando al otro, aunque les cueste admitirlo. Y ambos comparten cierta soledad a pesar de tener vidas completamente normales, con familia, amigos, etc.

m87

Sacristán y Valverde están brillantes. Él dotando de ironía y cierto cansancio o desgana a «su» Miguel, una especie de Fernando Fernán-Gómez que no se cansa de decir frases sentenciosas, que escribe solo por ganar dinero, no por pasión, y que desprecia profundamente a los de su gremio (genial cuando afirma «A la redacción del periódico no voy nunca, ya no dejan beber allí»). Y ella representando la ingenuidad, la fragilidad (a pesar de su aparente frialdad de cara al exterior) y la confusión de una persona que conoce muy bien «la teoría de la vida» pero que apenas ha empezado a ponerla en práctica. Ambos soportan admirablemente todos y cada uno de los primeros planos de la película, en unas actuaciones emocionales y físicas para componer dos personas, más que dos personajes.

Quizás en algunos momentos haya un exceso de pensamientos y afirmaciones de «libro de autoayuda», lo cual resta algo de naturalidad a lo que estamos viendo, y se podía haber profundizado un poquito mejor en el conflicto generacional (y más estando ambientada en los 80, una época de profundos cambios en nuestro país). También puede que con unos mayores toques de humor, aunque fuese cínico y amargo, los personajes hubieran sido aún más redondos. Pero es una película sincera, directa y con la que se pasa un buen rato a la vez que te hace reflexionar un poco, así que me parece bastante recomendable… siempre y cuando se sepa que lo que se va a ver está más cerca del teatro que del «cine-espectáculo».

No olvides que la vida es el sabotaje perfecto de los sueños.

.

4 espectadores han dejado su opinión

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.